Patrimonio Acústico
julio 29, 2019
Mediciones de Ruido y Vibración / Espuma Acústica de Poliuretano
Mediciones de Ruido y Vibración / Espuma Acústica de Poliuretano
julio 29, 2019

por Ronnie Bassili Gálvez

Es frecuente para nosotros recibir llamados de propietarios de departamentos, o del área de post venta de  las inmobiliarias, con reclamos por ruidos molestos provenientes del funcionamiento del mismo edificio. Sabemos que el precio de las propiedades no es  para nada moderado, por lo que la exigencia de calidad de vida y confort a la hora del descanso, es bastante alta, y más aún tomando en cuenta que la mayoría compra una propiedad pensando en vivir un largo plazo, sino pensando en la vivienda definitiva para toda la vida.

Muchos de los problemas que se presentan tienen fácil solución en la etapa de diseño y construcción del edificio, sin embargo se vuelven más complejos cuando ya está todo instalado y como decimos en buen chileno “hay que entrar a picar”. También siempre se tiende a pensar que si es problema de ruido entonces la transmisión es vía aérea, que el ruido anda en el aire, sin embargo nadie pone atención al tipo de transmisión por vibración estructural, y que a nuestro juicio, es la principal en estos casos. 

Veamos cuales son los casos más típicos…

 

“Parece como si se encendieran cien calefon a la vez”

Esta frase se vuelve común en propietarios que compraron su departamento en el último piso pensando en escapar del bullicio de las calles de la ciudad, sin embargo no se percataron que su dormitorio está justo debajo de la sala de calderas, la cual entre 6:00 y 6:30 de la mañana, se enciende abruptamente causando un impacto en el vecino de abajo, justo cuando todos comienzan su rutina mañanera con una reconfortante ducha de agua caliente.

Este tipo de ruido es solamente transmisión por vibraciones, ya que entre esta sala y el departamento no existen vías aéreas de conexión. No es raro encontrarnos con instalaciones insuficientes en la mitigación de vibraciones o incluso donde no se consideró ningún elemento antivibratorio entre el equipo y la losa.

 

Muchos de los que viven en los últimos pisos también tienen problemas de ruido proveniente de la sala de máquinas de ascensores y la caja de contactores que es un tema recurrente también en las horas peak cuando todos en el edificio salen a sus labores diarias en la mañana y luego vuelve en la tarde.

 

“Cuando estoy en la cocina o en el baño, escucho las conversaciones de otros departamentos”

Todos los edificios poseen shaft de ventilación donde se conectan todo tipo de extractores de aire, sin embargo, estos también actúan como caja de resonancia y vía de transmisión de cualquier onda sonora que ingrese en el ducto, es así como si dos personas se encuentran conversando en la cocina, es muy probable que si el vecino de arriba se encuentra también en su cocina, escuche la conversación o al menos un tipo de murmullo.

Este caso sí representa un tipo de transmisión aérea de ruido y que puede tener una simple solución en su etapa de construcción, con un revestimiento interior de material fonoabsorbente del tipo espuma de poliuretano o lana de vidrio.

 

“ En las mañanas me despierta un zumbido y en la noche no me deja dormir”

Este caso ocurre generalmente en los primeros pisos de los edificios, la última vez que recuerdo fue un piso 2, donde el propietario estaba realmente desconcertado ya que no imaginaba desde donde podía venir el ruido, sin embargo nosotros sí sabíamos donde ir, se trataba de la sala de bombas impulsoras de agua que se ubicaba en el piso -2 del edificio, ¡había dos pisos entre la fuente y el receptor!, nuevamente, como el mismo caso de las calderas, estábamos frente a un caso de transmisión por vibraciones, montaje de equipos con antivibratorios insuficientes y pasadas de ductos de agua a través de los muros sin separación de la estructura, si a eso le sumamos la proximidad a elementos estructurales del edificio, claro que tenemos una transmisión en esa vía, es muy probable que si hubiésemos hecho un estudio en los demás departamentos de esa línea, nos habríamos encontrado con que el problema llegaba hasta más arriba, probablemente piso 4, sin embargo como el grado de molestia que produce el ruido es subjetivo, era el vecino del piso 2 a quien le interfirió en sus horas de descanso.

El llamado es a ambos actores de la problemática, tanto a los propietarios, a informarse bien antes de realizar su compra, como a las inmobiliarias a tomar acciones preventivas en la etapa de construcción del edificio, ya que luego, tener que remover los equipos con toda su ductería para poder instalar los dispositivos antivibratorios, requiere de muchos más recursos y otro tipo de contratistas que se encarguen de desinstalar y reinstalar los equipos.

Nuestros servicios de asesoría en mediciones de ruido y vibración, etapas de diseño y desarrollo de soluciones y nuestros productos de medidas de control, ayudan a conciliar estos dos actores del problema, haciendo propietarios más felices con su nueva inversión y áreas de post venta en las inmobiliarias, con menor índice de reclamos por este tipo. Claramente nosotros lo vemos como un plus inmobiliario en el ofrecimiento de calidad de vida y confort acústico a la hora del descanso.